viernes, 19 de septiembre de 2014

ADOPTAR A UN "PEQUE MAYOR"

Ya han pasado casi 11 meses que nuestra familia de tres aumentó con Tadele, que llegó a nuestras vidas con sus 6 años y poco. Ya lo conté en entradas anteriores, nuestros inicios no fueron fáciles, sobretodo por la dificultad de entendernos y sus miedos a todo lo nuevo que le iba pasando aquí.
Pasamos un primer mes y medio digamos... "intenso", de pataletas esporádicas por tonterías, por no comprarle todo lo que cogía, miedos a ir al médico, a dormir, y muchas cosas más. Pero Tadele es muy noble, muy buen niño y nunca reaccionó mal, ni pegando ni rompiendo nada... en fin. Estamos felices de como está saliendo todo, y él está muy feliz también.

Cuando una familia decide adoptar, piensa y mucho el rango de edades para el que está o se siente preparada. Y en nuestro caso, al tener un hijo bio, y con lo que se alargó la espera, pasamos de un tope de edad máxima de 5 con posibilidad de ampliarlo a 6. Teníamos ilusión de que fuera mayor, si es que con 6 años se pueden considerar "mayores". Ahora nuestro mayor tiene 13 y el peque 7.

Es una decisión arriesgada por que no sabes cómo se ha educado ese peque, qué ha vivido con su corta edad, cómo se adaptará con tu hijo biológico en caso de tenerlo, en fin mil cosas te pasan por la cabeza...

Me han llegado por personas diferentes comentarios de familias que han puesto en manos de servicios sociales sus casos, por que no se hacen con sus hijos adoptados, que no pueden con ellos y ya no los quieren, uno de esos casos monoparental, que les supera la situación, que no es lo que esperaban o imaginaban o incluso que han visto amenazados a sus hijos bio por parte del adoptado.
Eso pone los pelos de punta!

Aunque el Certificado de idoneidad se pase, ya sea más o menos duro, no sabes nunca el hijo adoptado cómo va a ser, y esa es la dura realidad. 
También hay situaciones en las que familias con hijos bio se ven desbordadas y deben pedir ayuda social para controlar o gestionar la convivencia con sus hijos.

Es un tema muy delicado, pero la gran mayoría de peques mayores son niños que se adaptan muy bien, tienen a la vista un futuro mejor y en poco tiempo se dan cuenta de todo eso y lo valoran.
Así que, aquí una familia que está viviendo positivamente la adopción de un "peque mayor", animo a las familias que se lo estén planteando, a que no se desanimen si se ve con fuerzas.
Los hijos no se eligen, ... pero los padres tampoco.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

VIDEOS EN EL BLOG DE SAMA